Los peligros de conducir con mala visión

conducir mala vision

Cuando no utilizas unas gafas adecuadas, estás afectando directamente a tu visión. Pueden ser solo unas simples molestias que te impidan conducir tranquilo, pero no te equivoques. Estas “simples molestias” pueden acabar provocando algo más grave para tu integridad física, la de tus acompañantes y las del resto.

Por eso es muy importante que seas consciente de los riesgos que supone conducir con una visión inadecuada. Te hará concienciarte y evitarlos.

Alguna información antes de conducir

Tal vez no lo sepas, pero hasta el 90% de la información que necesitas para conducir, la obtienes a través de tu visión. Por ello es fundamental que puedas confiar en ella y, si no la tienes, unas gafas recetadas por tu especialista solucionarán el problema. Las gafas de Ralph & Marth no solo te sientan bien. Te ayudan en estas situaciones.

El entorno de la conducción es imprevisible y se multiplica con la velocidad. Una nueva señal, o unas obras mal señalizadas no son tan peligrosas cuando simplemente vas caminando.

Inseguridad en la conducción

Evitar utilizar tus gafas o, utilizar unas viejas o mal graduadas, multiplica tus posibilidades de sufrir un accidente. Aunque suene un poco trágico, la diferencia entre un disgusto o, algo peor puede ser tan sencilla como unas gafas adecuadas.

A cien kilómetros por hora recorres 28 metros por segundo y tu distancia de frenado es de unos 60 metros. ¿Qué es lo que ocurre si ves un peligro tarde? No hace falta realizar muchos cálculos para analizar las consecuencias.

Revisa tu vista

Muchos automovilistas, desconocen que pueden tener defectos oculares, ya que simplemente acuden a la revisión cuando renuevan la licencia. No te arriesgues. Una revisión anual, puede cambiar tu vida.

Recomienda a tus familiares y amigos que hagan lo mismo. Facilitarás que lleguen siempre en perfectas condiciones a su destino. Recuerda que unas gafas de Ralph & Marth son la herramienta perfecta para ello.

El riesgo especial de la visión nocturna.

No es ninguna casualidad que muchos accidentes se produzcan en las horas nocturnas. A estas horas, tu capacidad de valorar la profundidad y la calidad de la visión se ven reducidas. En estas circunstancias es conveniente doblar la precaución. Dado que el ojo humano empeora sus capacidades sin luz, debes evitar ser confiado y nunca dejar de llevar tus gafas.

Además, si eres mayor de 50 años tienes un riesgo extra, ya que la visión tiende a empeorar a partir de esa edad. Si eres senior, multiplica tus esfuerzos de cuidado visual. En Ralph & Marth somos expertos en vista cansada y problemas visuales derivados de la edad. ¡Consúltanos sin compromiso y gana en seguridad!

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
  • No hay productos en el carrito.